El milagro de Grosjean

El halo vuelve a estar en boca de todos, gracias a que pudo salvar la vida de Romain Grosjean en el GP de Baréin. Seguramente muchos se acordarían de Charlie whiting


Imagen: F1 MEDIA

El GP de Baréin vuelve a poner en boca de todos la “mano de dios” que dejó Charlie Whiting a la Fórmula 1: el halo. Ya que esta vez fue el claro protagonista de toda la carrera vivida ayer, en el país arábigo, tras salvar la vida de Romain Grosjean a pocos segundos del comienzo del Gran Premio.

El monoplaza se partió en dos tras golpear contra el guardarraíl. El motor y la caja de cambios quedaron en el lado de la pista, mientras que el cockpit atravesó la barrera de protección, arrastrando a Romain Grosjean, que gracias al halo pudo protegerse y salir por su propio pie, sufriendo pequeñas quemaduras en las manos. El Medical Car intervino de manera inmediata a socorrerle, gran actuación por su parte.

De esta manera y muy comprensible, se volvía a repetir una bandera roja en esta temporada de Fórmula 1. Durante el parón, los pilotos se quedaron aturdidos por el grave accidente del piloto de Haas, que tras saber noticias positivas aplaudieron la gran actuación por parte de la FIA y por su salud. Seguramente muchos se acordaron de Charlie Whiting, que fue quien implantó el halo antes de su muerte, en 2019.

Sin embargo, no fue el único susto. Tras el restart de la carrera, en la primera vuelta, Stroll volcó por culpa de Kvyat. Era la segunda vez que Kvyat estaba involucrado en un accidente: la primera fue con Grosjean, que se le cruzó por delante y no pudo evitarle; la segunda, ésta vez con Lance Stroll. Gracias a dios, el piloto de Racing Point no sufrió daños personales, pero por desgracia tuvo que abandonar.

Imagen: F1 Media

Este Gran Premio era clave para la lucha por la tercera posición de constructores. Racing Point, McLaren y Renault se jugaban mucho aquí, a falta de dos carreras por disputarse. Sin embargo, para los coches rosa no fue el mejor fin de semana, pues el accidente de Stroll y el abandono de Pérez, que corría tercero, no consiguieron sumar ni un solo punto. Tampoco el equipo del rombo consiguió sacar provecho a sus dos monoplazas, además Ricciardo se la jugó terminando la carrera con la parte posterior tocada. Pero para McLaren fue una carrera increíble, incluso el propio Sainz se sorprendió de su gran remontada (terminar quinto, saliendo desde la decimoquinta posición).

Por delante, todo seguía igual… bueno, casi todo. Hamilton volvía a conseguir una nueva victoria por delante de Verstappen. La sorpresa cayó en Bottas que terminó la carrera en octavo lugar, cediendo el tercer escalón del podio a Alexander Albon, que se aprovechó del infortunio del mexicano Sergio Pérez para subir al podio por segunda vez desde que compite en la Fórmula 1.

Por último, destacar el único punto que consiguió Ferrari gracias a Leclerc, aunque se esperaba más por parte de la escudería italiana. Por su parte, Sebastian Vettel se quejó bastante del monoplaza, que llegó a rodar varias vueltas en último lugar. Finalmente terminó el decimotercero.

Dentro de cinco días volverá la acción en pista, para disfrutar el segundo Gran Premio de Bareín con un trazado distinto, esperando la pronta recuperación de Romain Grosjean.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: